Montessori

Las tablillas rugosas Montessori

noviembre 12, 2017




Las tablillas rugosas forman parte del material Montessori sensorial, es de esos que despiertan y desarrollan los sentidos. Estas tablillas son de madera y contienen tipos de lija de diferentes grados de rugosidad. Hay niños que no soportan la sensación de lija, pero en principio todos los niños pueden utilizarla y no se sentirán incómodos, almenos ninguno de mis tres hijos ha tenido dificultades con la lija. 

Los tres han utilizado el material, porque a la que ven que uno de ellos utiliza algo, automáticamente los demás quieren hacerlo también, es algo bueno, ya que así no tengo que insistir ni decir nada a nadie y ya me vienen los otros ha pedírmelo. 

Todos lo han hecho estupendamente, no les ha costado emparejar las tablillas, pero sí que es verdad que han podido hacerlo mejor con los ojos tapados. Podrá parecer que cuando nos tapamos los ojos todo se nos complica, pero no, cuando se pusieron el antifaz lo hicieron mucho mejor. 

Básicamente es porque al cerrar los ojos se concentran más en la sensación que perciben, cuando tienen los ojos destapados, se pueden despitar con detalles, y mirar la madera o los granos de lija en vez de pensar en qué sienten, y como la lija excepto cuatro de ellas que tienen un tono más claro, todas tienen el mismo color y aspecto, lo que engaña y hace pensar a simple vista que son todas iguales. Este material lo podéis encontrar en Montessori vivo.



Descripción del material: 

  • Cinco pares de planchas rugosas de menos rugoso a más rugoso. 
  • Una bandeja que contiene un bol y una servilleta. 



Edad de la primera presentación: 3 años 

Objetivos directos
Discriminación del sentido táctil. 

Objetivos indirectos
  • Desarrollo de la voluntad y de la concentración. 
  • Adaptación en el ambiente. 
  • Preparación de la mano al material de escritura, de matemáticas y de geografía. 
  • Construcción del pensamiento lógico mediante el entrenamiento de las acciones. 
  • Preparación indirecta a las matemáticas. 
  • Construcción de la inteligencia a través del refinamiento de los sentidos y del lenguaje. 







Presentación
  1.  Coger la caja y la bandeja pequeña sin el termo con el niño, hacia la estantería. 
  2. Nombrar el material. 
  3. Meter los dedos de la mano derecha en el agua, luego frotarlos con la servilleta para despertar la sensibilidad. 
  4. Invitar al niño a que lo haga. 
  5. Presentar los extremos, la más rugosa luego la menos rugosa y luego el resto de la serie. 
  6. Tocar con la punta de los dedos. Repetir varias veces. 
  7. Repetir la operación con las demás tablas según un orden creciente o decreciente de la primera serie. Alinear las planchas. 
  8. Colocar en par. 
  9. Poner las tablas de la segunda serie al lado. 
  10. Poner la tabla, tocarla, luego coger una tabla de la primera serie y tocarla para encontrar el par correspondiente. 
  11. Una vez encontrado, colocar los pares uno encima del otro. 
  12. Hacer esto con cada una de las tablas. 
  13. Observar las tablas. 
  14. Invitar al niño a que lo vuelva a hacer.
  15.  Ordenar el material colocando del más rugoso al menos rugoso delante de él. 
  16.  Ordenar el material en la estantería. 


Variante: con los ojos cerrados. Introducir el lenguaje con el superlativo y el comparativo. Presentar una extremidad, el más rugoso.

Aunque se deben de colocar los pares unos al lado de otros, mi hijo sintió que le iba mejor ponerlos unos debajo de otros para no confundirse, y siempre hay que respetar las decisiones de los niños que hacen que aprendan con más facilidad, nunca hay que dejar de "seguir al niño".




 Control del error: El control del error es táctil y visual

Si te ha gustado y te ha servido, no te olvides y sígueme en Facebook :)

También te puede interesar

0 opiniones interesantes:

Si compartieras tu opinión conmigo dejándome un comentario, me dará mucha alegría :) ! Siempre contesto todos los comentarios y si tienes web, déjamela a la vista para que pueda visitarla y comentar también ;)