Montessori

100 actividades Montessori de lectoescritura

marzo 28, 2018



Las 100 actividades de lectoescritura son de un libro que veréis al final del todo en un enlace de Amazon, lamentablemente no está disponible en español, aunque yo ya he pedido a algunas editoriales que intenten traducirlos al español porque hay madres que están interesadas en Montessori y este tipo de libros son una versión low cost de aprendizaje basandose en el método. Mientras comparto con vosotras unas cuantas recomendaciones, que sabéis que me encanta. Hace un año y pico que tenía programado publicar este post, ¡vaya tela tengo! xD

Este libro reúne ideas y juegos para que preparemos a nuestros hijos para la lectoescritura. Propone actividades que podemos hacer todos sin problemas y que con los objetos cotidianos es suficiente. Pero como es evidente, menciona 3 materiales Montessori que son geniales y se pueden comprar o se pueden hacer, pero no son muy díficiles y valen la pena: los resaques metálicos, las letras rugosas y el alfabeto móvil. También fomenta la expresión, se trata el vocabulario y el lenguaje, nos explica cómo alentarle a hablar y a expresarse. 

“Liberad el potencial del niño y le transformaréis…y el mundo con él”.
María Montessori

LEER UNA HISTORIA EN VOZ ALTA


  • Intentad al menos una vez al día y a la misma hora, leer una historia con vuestro hijo. Podéis empezar a leer historias a vuestro hijo poco después de su nacimiento. Poneos a su derecha para poder pasar las páginas sin molestarle.
  • Observad el libro juntos, las ilustraciones atraerán su atención, y al principio le ayudarán a visualizar el contenido del texto.
  • Si tenéis más de hijo, haced participar a todos, que todos se sientan incluidos.
  • Leed el texto entero, no simplifiquéis las frases ni os salteis pasajes del texto.
  • Cuando creáis que hay palabras que vuestros hijos no conocen, tomaos el tiempo en hablar con él y explicarle su sentido. Luego, progresivamente, haceos preguntas sobre la historia, sobre los personajes, sobre lo que siente, el rol de cada uno en el libro..
DEDICAR UN RINCÓN DE SU HABITACIÓN PARA LA LECTURA


  • Escoged un rincón donde pueda leer poniéndole una estantería a su altura para que pueda escoger los libros que quiera. 
  • Los niños ya pueden empezar a escoger libros desde que saben gatear. Cerca de la estantería, poned algunos cojines, un colchón pequeño, un sillón, una silla, una alfombra de manera que el placer de leer esté relacionado con un momento confortable.


LIBROS ADAPTADOS AL NIÑO

Entre 2 y 3 años

El niño necesita ser confortado sobre lo que es. Buscad libros que reflejan su día a día y su alrededor, con historias que comportan un desenvolvimiento normal. Más vale esperar a que el hijo sepa bien diferenciar entre lo imaginario y lo real antes de empezar a abordar historias de fantasía.

Entre 3 y 4 años

El niño ama a los libros que reflejan su propia vida pero que amplian sus conocimientos, que abren su horizonte y que hablan de emociones nuevas, que le ayudarán a afrontar situaciones desconocidas hasta entonces, como ir al colegio o viajar.

Entre 4 y 5 años

Dad a vuestros hijos libros que le ayuden a entender el mundo que les rodea. No os preocupéis con que las historias sean más largas, más descriptivas y menos ilustradas. A esta edad, él tendrá más ganas de leer algo que le interesa que cualquier cosa que le parece fácil.

A partir de los 5 años

Animadles a escoger libros más largos con menos imágenes y con un desenvolvimiento más complejo. Podéis empezar a leer libros con capítulos. Proponedles regularmente un atlasy un diccionario. Y siempre, leed juntos textos con humor, juego de palabras y poesía.

“El que se concentra es inmensamente feliz”.
María Montessori

ESCRIBIRLE SU NOMBRE

Utilizad diversos recursos para escribir el nombre de vuestros hijos.
Por ejemplo, en la pueta de su habitación, en la servilleta de la mesa, en sus dibujos, en sus libros, en un carnet que es suyo, en la ropa, en la nevera con letras magneticas.

RECORTAR LAS LETRAS DE SU NOMBRE

Recortad, y luego mostrad a vuestros hijos cómo recortar por sí mismo las letras de su nombre en las revistas. Esto le permitirá observar que hay diferentes maneras de escribir las letras. Dejadles escoger las que le llamen más la atención y ayudadles a engancharlas en una hoja para componer su nombre.

OBSERVAR LO QUE LE RODEA

Aprovechar cada momento para que se fije en las letras: enseñándole las etiquetas de productos, de paquetes como con la leche, el champú, el yogurt, el paquete de macarrones, los nombres de las calles, los carteles de los cines, el nombre de las tiendas. Explicadles que escribir el nombre de las cosas sirve para identificarlas.

“BUSQUEMOS ALGO QUE EMPIECE POR…”

Durante un paseo o alguna salida, pedid a vuestros hijos que muestren algo que empiece por el mismo sonido que la letra de su nombre por ejemplo. Decidles: “Mmm como María, veamos si alrededor de nosotros hay algo que empiece por mmm”.

CHARLAR CON ÉL

Hablad con vuestros hijo al preparar la comida, planchar la ropa, ir a comprar, etc. Utilizad la pregunta para suscitar su curosidad y construir su pensamiento de manera lógica, por ejemplo: “¿Para qué necesitamos las verduras?”, ¿Qué podemos utilizar para cocerlas?”.

ADIVINAR EL NOMBRE DE UN OBJETO SIN VERLO

A partir de los 4 años aproximadamente, vuestros hijos serán capaces de describir los objetos que le rodean. Pedidles que busquen un objeto en su habitación o donde estéis, sin que os lo enseñe.  Después poneos un antifaz e invitadles a observar el objeto escgoido y que os lo describa sin revelar el nombre. ¡Luego le toca a él!

TRAZAR CON EL DEDO Y LUEGO CON EL LÁPIZ

Dibujad en varias hojas formas gráficas parecidas a las letras y mostradles cómo seguir lentamente con el dedo las líneas trazadas y luego proponedles que lo hagan ellos. A continuación invitadle a repasar el trazado con un lápiz y a proseguir los trazos que no están acabados.

DIBUJAR CON EL DEDO EN LA ARENA O EN LA SÉMOLA

Lo que puede hacerse en la playa también se puede hacer en la cocina. Sollamente necesitáis sémola en una bandeja.
Con vuestro dedo dibujad un círculo, dos ojos y una sonrisa.  Luego le toca a él.
También podéis acompañar esta actividad con una historia leida o contada que dará ideas a vuestros hijos: una serpiente, un gran mono muy peludo o un perro pequeño con orejas grandes…

LAS LETRAS RUGOSAS

A partir de 3 años

Una vez que vuestro hijo ha practicado y ha integrado bien los sonidos, y entra en un periodo sensible en el que está interesado en la exploración, es el momento de presentarle los símbolos que corresponden a los sonidos: las letras del alfabeto. En las clases Montessori, los niños las descubren a través de las letras rugosas. María Montessori identificó que los niños pequeños aprenden tocando, escuchando y observando.

TRAZAR LAS LETRAS EN LA ARENA

Poned arena o sémola en una bandeja de horno por ejemplo y proponed a vuestros hijos que tracen con el dedo la letra que va a aprender utilizando las letras rugosas.
Poned la letra ruosa al lado de la bandeja llena de sémola para que pueda observarla o volver a tocarla si quiere. Es importante que el sentido del trazo sea correcto.

ESCONDER LAS LETRAS RUGOSAS

Esconded en una habitación tres o cuatro letras rugosas.
Pedid a vuestros hijos que busquen la letra A por ejemplo, luego con las otras dos letras. Pedidle que encuentre un objeto cuyo nombre empiece por el mismo sonido de cada letra.
Antes de jugar aseguraos de que en la habitación hay objetos que empiezan por los sonidos de las letras escogidas. Tienen que estar visibiles, accesibles y el niño ha de saber nombrarlos.


ESCRIBIR UNA PALABRA CON EL ALFABETO MÓVIL

Si estáis en su habitación, podéis decirle: “veo un juguete que empieza por la letra B”. Jugad a esto durante unos minutos hasta que veáis un obheto que se escribe bien fonetiamente con pocas letras como bola.

EMPAREJAR EN PARES LAS MINÚSCULAS CON LAS MAYÚSCULAS

Hacia los 4-5 años

Imprimid o escribid a mano las el alfabeto en minúsculas y en mayúsculas, luego recortad cada letra sola en cuadrado. Haced una demostración y luego pedidles que lo hagan.

También te puede interesar

3 comentarios:

  1. Por ahora nosotros solo hemos empezado con algunas actividades previas a la lectoescritura pero en breve nos tocará afrontar esta nueva etapa de conocimiento. Lo cierto es que es un aprendizaje que me da bastante miedo ya que al trabajar con niños, he visto casos en que por haber gestionado mal este aprendizaje, el niño (o adolescente) ha desarrollado problemas a posteriori así que intentaré aplicar estas ideas.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo03:49

    Mi hija tiene 7 años y aún no sabe leer, hemos intentado de todo y nada parece funcionar... Sabe las letras y los sonidos que tienen pero no unir sílabas

    ResponderEliminar
  3. Habéis intentado empezar con las sílabas?? Hay niños que necesitan aprender con sílabas. Yo lo hice con mi hijo, que también tuvo dificultades. Utilicé este pdf: https://familiaycole.com/2014/08/18/fichas-de-lectura-de-silabas-y-palabras/

    Un saludo

    ResponderEliminar

Si compartieras tu opinión conmigo dejándome un comentario, me dará mucha alegría :) ! Siempre contesto todos los comentarios y si tienes web, déjamela a la vista para que pueda visitarla y comentar también ;)