Experiencias infantiles

Aprendemos sobre el océano en Museu Blau

marzo 11, 2018




Hace tiempo le teníamos ganas al Museu Blau (museo azul, en catalán) ó Museu de Ciencies Naturals (museo de ciencias naturales). Hay tres sedes distribuidas en diversas zonas de Barcelona: uno en el Parque del Fórum por la zona de Diagonal Mar que es donde hemos ido, otro en la montaña de Montjuïc, y el tercero en el parque de la Ciutadella. Es muy grande, su apariencia es muy moderna, elegante y llamativa. 



Este museo fue construido por los arquitesctos Herzog y Meuron en el año 2004. Como yo no vivía por allí, cuando vi la parada de metro Maresme-Fórum, me enteré de que lo habían hecho. En esos tiempos me movía mucho en metro. Para saber llegar entrad en Moovit, indicas tu ubicación y donde quieres ir, y te muestra qué transportes públicos tienes que coger, qué autobuses y/o qué líneas de metro.

El Museu blau, es una institución con más de 130 años de historia que conserva un patrimonio de más de tres millones de ejemplares en los ámbitos de la mineralogía, la petrología, la paleontología, la zoología y la botánica. Podemos encontrar exposiciones permanentes: Planeta Vida, Los museos de Ciencias Naturales de Cataluña, Muestra de Bonsai y Áreas del jardín. Las exposiciones temporales van cambiando, y nosotros fuimos a una que está actualmente y se llama Oceanos, El último territorio salvaje. Éste finaliza el 14 de septiembre de 2018. 



Elegimos esta exposición y no pudimos ver más porque lleguemos una hora antes de que cerrasen, cierran a las 19:30h, y por razones de trabajo no siempre es fácil poder disponer de facilidades para salir temprano pero pudimos entrar y ver una exposición afortunadamente :) Hay un parking en la misma calle del Museo, en el que al aparcar se encuentra una puerta que comunica con el Museo y acorta camino, ¡no os olvidéis de esto! Sólo pagan los adultos, y si se va con niños hacen un descuentillo, pero los niños menores de 16 años entran gratuitamente. Creo recordar que a los cinco nos costó unos 12 euritos. 

En la exposición de Océanos, pudimos entrar desde el principio, pero se nos avisó que si quisiéramos escuchar un documental teníamos que esperarnos, porque lo repetían cada 30 minutos. Mientras esperábamos a que pasaran 30 minutos, caminábamos por el museo observándolo todo. Estaba todo oscuro para poder ver mejor las 14 pantallas de alta definición, donde ponían información breve y datos curiosos sobre el fondo marino. Recorrimos el pasillo que se trataba de un recorrido audiovisual del fondo marino a partir de una selección de las 480 horas de imágenes inéditas del documental océanos. los peques se asombraban viendo réplicas de animales marinos, los cuales tocaban, y se hacían fotos con ellos. Habían unas pantallas con imágenes del océano para poder ver con unas gafas  imágenes 3D estereoscópicas, era apasionante, relajante y precioso. 



Al empezar el documental, entremos en una sala que se cierra el paso, donde habían sillas en filas y delante estaba una pantalla enorme curvada que multiplicaba el efecto inmersivo. Este soporte audiovisual contiene imágenes inéditas de enorme valor divulgativo y científico del documental Oceans, que obtuvo el César al mejor documental en 2011. Requirió 7 años de trabajo, 75 de expediciones, la participación de 500 personas y 50 millones de euros. Dirigida por Jacques Perrin y Jacques Cluzaud (nominados al Óscar al mejor documental por Nómadas del viento en 2003). Este documento abrió nuevas perspectivas sobre el conocimiento de la vida en los océanos, y se utilizó tecnología innovadora que permitiía seguir a las especies marinas a su velocidad, así como llegar a las profundidades donde nunca se había llegado.

"El océano, más desconocido que la superficie lunar, es el único territorio de la Tierra que no tiene fronteras físicas. Los animales pueden moverse con total libertad como hacían antes sobre los continentes: es el último territorio salvaje". Afirma Óscar Vega, comisario de la exposición.

Fue tremendamente bonito, porque somos unos grandes amantes de los animales. Los animales terrestres los tenemos a menudo a la vista, y sabemos más de ellos. Pero los animales marinos no los podemos ver tanto porque hemos de sumergirnos en el mar, e indagar mucho más. Evidentemente apasiona y pica más la curiosidad saber más del océano. Cuando los peques van a la playa, se impresionan con el mar, cada cosa que ven es alucinante para ellos, una concha, un pez, una medusa... por eso nunca nos faltan las gafas de bucear. 

Desde pequeña, lo que más me gustaba al ir a la playa era bucear para poder descubrir lo que había dentro del mar. El contacto con la naturaleza y acercarse a los animales, nos proporciona unas sensaciones inexplicablemente preciosas. Es necesario e importante seguir profundizándose en el aprendizaje del océano, poder conocer la hermosa vida que allí existe, disfrutar viendo a sus habitantes, y sobretodo ser conscientes de que el ser humano, está poniendo en riesgo a muchas especies.

Cuando terminemos salimos y habían unas pantallas táctiles que se pueden poner en muchos idiomas, en las que habían preguntas y respuestas sobre el océano para acceder a más información. Al terminar fuimos al final donde había un rinconcito para los peques: una librería con libros infantiles relacionados con el océano y se podía hacer un dibujo relacionado con la exposición para que fuese colgado en la pared. 

¿Conocíais este museo? ¿Sentís mucha atracción por el océano?


Si te ha gustado y te ha servido, no te olvides y sígueme en Facebook :)

También te puede interesar

0 opiniones interesantes:

Me gustará saber tu opinión, todas las opiniones son válidas siempre que se exprese con respeto. Todo tipo de spam será eliminado.